Bibliografía cordobesa digitalizada. Repositorio de la RAC.

Para los estudiosos, investigadores o para aquellos que alguna vez hemos realizado algún tipo de trabajo sobre la historia de Córdoba y su provincia, hay algunas fuentes bibliográficas que son y serán imprescindibles. Un ejemplo de éstas es el Boletín de la Real Academia de Córdoba, de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes, que desde el año 1922 viene publicándose, actualmente de forma semestral. Autores como Antonio Carbonell Trillo-Figueroa y Antonio Arjona Castro, en las áreas geológica, histórica y arqueológica, son referencias básicas para el estudio de la historia cordobesa.

Pues bien, la empresa cordobesa Blobject, con Alfredo Romeo Molina a su cabeza, ha realizado la digitalización de más de 40.000 páginas de conocimiento sobre la ciudad y ha creado un repositorio digital del que se ha encargado otro de los miembros de Blobject, David Castro. Dicho repositorio digital se ha generado para las colecciones de obras digitales con las que contaba la Academia, encontrándose en la misma, no sólo el Boletín y sus correspondientes artículos, sino también, y prestas para ser subidas, el conjunto de actas que la Real Academia ha ido rellenando en sus más de 200 años de historia, en total, más de 8.000 actas de la propia Real Academia.

El software que ha sido elegido para el repositorio ha sido DSpace, de código abierto, que provee herramientas para la administración de colecciones digitales, y que comúnmente es usado como solución de repositorio institucional. DSpace soporta una gran variedad de datos, incluyendo libros, tesis, fotografías, video, datos de investigación y otras formas de contenido. Permite capturar y describir el material digital a través de un módulo de flujo de trabajo de presentación y una amplia variedad de opciones de programación. También facilita la distribución de activos digitales con un sistema de búsqueda y recuperación a través de Internet, y sirve para preservar de los activos digitales a largo plazo. La utilización de este repositorio y la búsqueda del material digitalizado en él es sencilla pudiéndose consultar por título, autor, materia o fecha de publicación.

Se acabó el tener que ir a las bibliotecas (sin menospreciar la labor de éstas) y esperar a que saquen de los fondos los ejemplares más antiguos con el consiguiente cuidado que hay que tener al manejar el libro. La imposibilidad de realizar fotos o copias de las ilustraciones ya no es un problema, mediante la digitalización, y sujetos a una licencia de uso Creative Commons, estos documentos de gran utilidad ya están al alcance de todos permitiendo a los estudiosos, investigadores o interesados de cualquier parte del mundo poder acceder a ellos.

Desde Almagre queremos aplaudir la iniciativa de la Real Academia de Córdoba, de Ciencias, Bellas Letras y Nobles Artes y a la empresa Blobject de acercar un poco más Córdoba a los cordobeses y al resto del mundo.

Los restos óseos de más de 100 judíos regresan a la necrópolis de la Ronda Sur de Lucena (Córdoba)

Fuente: El Día de Córdoba.

Ayer fueron enterrados en la intimidad más de un centenar de restos óseos, después de que éstos fueran encontrados en la necrópolis judía de Lucena en 2007 y hayan sido sometidos en estos cuatro años a diversos estudios. Cuando fueron descubiertos gracias a las obras de la Ronda Sur, la comunidad judía se molestó por el hecho de que los restos fueran exhumados para su análisis y catalogación. Entonces, el Consistorio se comprometió a que serían devueltos al lugar donde se encontraron, un hecho que se produjo ayer en la más estricta intimidad, ya que nada había trascendido previamente sobre la intención de la comunidad judía de desarrollar este acto. De hecho, varios funcionarios taparon con lonas de plástico el recinto, que estuvo vigilado por dos policías locales.

Aunque no hay confirmación oficial, al parecer dos rabinos de Ceuta y Málaga se desplazaron ayer hasta Lucena para presidir la ceremonia religiosa. Para que el rito pudiera celebrarse, los enterramientos fueron limpiados previamente y en su interior se colocaron tablas de madera para dar cumplimiento a la tradición hebrea de que el fallecido no debe entrar en contacto con la tierra. Con este acto, Lucena da un paso más para poder entrar a formar parte de la Red de Juderías de España, mientras decide qué hacer con el proyecto de la puesta en valor de la necrópolis.

Una investigación, dirigida por la doctora Elena Villafranca en 2007, reveló mediante la aplicación del método del Carbono 14, un periodo de ocupación de este cementerio judío entre los años 1000 y 1050, poniendo de relieve la importancia que tuvo Lucena en ese periodo. El estudio que tomó como base tres muestras recogidas en tres de las 343 tumbas excavadas, reveló que los diferentes tipos de enterramientos encontrados respondían a costumbres familiares o de grupos judíos más que a diferencias de cronología, como ocurre en otras juderías de Sefarad. El equipo de investigación descubrió durante la excavación una lápida funeraria judía, la segunda lápida judía aparecida en Lucena y en la provincia de Córdoba y la primera que se descubre con metodología científica y dentro de una estructura funeraria de toda Andalucía.

Imagen: Botella Ortega, D. y Casanovas Miró, J., “El cementerio judío de Lucena Córdoba”, en MEAH, sección Hebreo 58 (2009), pp. 18. Ver aquí.

Jornadas Internacionales sobre la Intervención en el Patrimonio Arquitectónico

Fuente: Canal Patrimonio

La actividad tendrá lugar la próxima semana en Barcelona y formará parte del XXXIV Curset de la AADIPA centrándose en el análisis y estudio de las intervenciones realizadas en el patrimonio defensivo  y fortificaciones.

La Agrupación de Arquitectos para la Defensa y la Intervención en el Patrimonio Arquitectónico, AADIPA, está organizando una nueva edición del ya tradicional Curset, que se celebrará en Barcelona del 15 al 18 de diciembre bajo la dirección de los arquitectos Anna Albó y Dídac Gordillo.
En esta ocasión, el curso tratará sobre la intervención en las construcciones de carácter defensivo: murallas, castillos, torres y refugios que han servido para vigilar, proteger o controlar un enclave singular, una ciudad, un territorio, una vía de comunicación o una línea de frontera.

Sólo desde la consideración de toda la historia y de todos los significados que hay implicados en cada construcción y en cada arquitectura se puede abordar la intervención en el patrimonio defensivo. Este es el mensaje que la organización quiere trasladar en estas jornadas, donde además se estudiará cómo definir los usos de las construcciones defensivas restauradas. “Es necesario encontrar un uso idóneo a las necesidades del monumento. Asimismo, es esencial plantear con qué criterios se restaurará y adecuará a las necesidades derivadas del uso definido y resolver los problemas que se produzcan. Las respuestas surgirán de la colaboración de la historia, la arqueología, la arquitectura, el urbanismo y el paisajismo, además de las necesidades de la gestión y de la ciudadanía, destinataria del disfrute de los bienes culturales  con derecho a un conocimiento histórico completo y crítico”, explican desde la organización.

Las jornadas incluyen charlas y ponencias de prestigiosos arquitectos y arqueólogos, que además se completarán con la visita a diversos recintos defensivos, como la muralla romana de Barcelona o el Castillo de Montjuic, entre otros.

La matrícula está abierta. Si queréis más información aquí tenéis la web del curso.

 

 

Se puede tocar en el Museo Arqueológico de Barcelona

Fuente: EFE
El Museo de Arqueología de Barcelona, en una propuesta insólita en los museos españoles, organiza una nueva actividad, denominada “La historia en tus manos”, con la que los visitantes podrán tocar piezas de la época romana, que antes solo podían ver en las vitrinas.

Probarse un anillo romano, coger una aguja de cabeza para hacerse un recogido, pasar la mano por la lisa superficie de un oscuro plato o sopesar una pequeña ánfora son acciones que a partir de ahora podrán llevarse a cabo cada sábado hasta el próximo mes de mayo en la institución barcelonesa, una propuesta que también lleva a cabo el British Museum de Londres.

En una entrevista con Efe, Marta Pujol, del departamento de difusión didáctica, comenta que llevaban tiempo queriendo organizar esta iniciativa que, además de permitir mostrar el patrimonio que hay en el centro, “permitirá dar a conocer a los participantes las técnicas que utilizaban los romanos o para qué empleaban determinados objetos de cerámica”.

La actividad se celebrará cada sábado al mediodía, con una capacidad limitada a doce personas, que deberán inscribirse previamente y pagar cinco euros por la singular experiencia.

También pueden asistir niños a partir de los doce años, siempre que vayan acompañados por un adulto.

Pujol mantiene que se tratará de una sesión de “toca-toca”, centrada en el mundo romano, con piezas que van del siglo III a.C a otras que están datadas en el siglo I d.C.

En su opinión, tocando cada pieza se puede profundizar en el conocimiento de la antigüedad, además del “placer” que puede suponer tener en las manos una pieza de más de dos mil años.

Un experto acompañará al grupo y durante una hora permitirá que las diversas piezas se vayan tocando, mientras que otros sesenta minutos los destinará a dar a conocer otras obras expuestas en sala, dentro de las vitrinas.

Preguntada sobre el hecho de que las únicas piezas de la actividad sean romanas, Pujol indica que estuvieron dándole vueltas a la posibilidad de dejar tocar objetos de época prehistórica, griega y romana. “Pero -prosigue- acabamos considerando que sería una cronología demasiado amplia, y concluimos que lo mejor era centrarnos en una época, en este caso, la romana”.

Además, de esta época se poseen muchas piezas y de ámbitos diferentes, ya sean referentes a la higiene personal de las mujeres como a la vida en la casa, con cerámica común, pero también “con objetos empleados para poner una mesa en una fiesta señalada”.

Respecto al hecho de que puedan sufrir algún daño, Marta Pujol “toca madera” y asegura que si se manipulan “de manera respetuosa, la gente tiene todo el derecho a tocar objetos que son patrimonio público, aunque estén depositados en un museo”.

Como Museo Nacional, el Arqueológico tiene como objetivo conservar, investigar y difundir los vestigios arqueológicos que ilustran la evolución histórica, desde la prehistoria a la época medieval.

Además de la propuesta de “La historia en tus manos”, el centro ofrece otras actividades, como charlas de diferentes materias, cuenta con un Club de Lectura y organiza diferentes salidas culturales a lo largo del año, tanto por España como por otros países